lunes, 14 de septiembre de 2015

Nuestro proyecto

             La Parroquia de Ntra. Sra. de la Oliva de Salteras data de la segunda mitad del siglo XVI, fecha en que el enorme crecimiento demográfico de la localidad provoca que las autoridades eclesiásticas decidan derribar el  antiguo templo medieval y construir una más amplio bajo las órdenes del maestro mayor del arzobispado, Alonso Beltrán. La torre se comienza a construir mucho antes que la fábrica de la iglesia y se termina en la primera mitad del siglo XVII.
          En 1575, el maestro organero Jerónimo de León, al parecer natural de Sevilla,  construye un órgano para el nuevo templo, el cual vendrá a sustituir a los dos medianos datados en 1502 que poseía la antigua edificación. Poco se sabe de dicho instrumento salvo que poseía  un tamaño más considerable que los anteriores, que poseía una fachada dividida en cinco castillos de cañonería, y que estaba colocado en una tribuna de madera cerca del presbiterio. A modo de curiosidad hay que apuntar que la fecha de entrega de este órgano coincide con la entrega del retablo mayor por Pedro Díaz de Palacios.
                Con el paso del tiempo este órgano se deteriora y es sustituido por otro del artista organero del arzobispado de Sevilla, natural de Antequera, Francisco Pérez de Valladolid, cuya entrega se realiza el 10 de enero de 1764 por un coste de unos 5.000 d. Este instrumento cuenta con seis registros labiales y dos de adorno, disposición un tanto humilde para la magnificencia del templo que lo alberga. Situado encima de la parte central de un coro corrido apoyado sobre arquería de medio punto desapareció junto a éste en una de las últimas grandes reformas que se realizaron en el templo en la segunda mitad del siglo XX.
                Tras casi medio siglo sin instrumento en la parroquia, a finales de julio del presente año, el actual párroco, D. Antonio Gómez Prieto, la comunidad parroquial formada por las diferentes hermandades y asociaciones religiosas, las bandas de música y D. Jesús Ciero, titulado superior de órgano y vecino de Salteras, deciden afrontar el apasionante proyecto de reposición del órgano de la parroquia. Para ello, el pasado 6 de septiembre se constituye  la Asociación Pro-órgano “Salteras, Música y Compromiso”, la cual organizará y gestionará todos los pasos a seguir para la construcción o adquisición de un nuevo instrumento. Llevar a término esta iniciativa implica devolver al templo un elemento primordial para dignificar y engrandecer la liturgia, aumentar la oferta cultural de Salteras y resto de la provincia gracias a actividades en torno al órgano: conciertos, cursos, clases magistrales, audiciones didácticas, etc., y por último, tener la posibilidad de ejercer la docencia de la especialidad a través de las escuelas de música locales y/o conservatorios profesionales de la ciudad para crear afición al órgano y formar a futuras generaciones de organistas profesionales.
               La Asociación pretende convertir este proyecto en una iniciativa ciudadana donde cada vecino, amante de la música y/o del órgano, pequeña o mediana empresa y administración pública puedan ejercer de mecenas colaborando con donaciones económicas que equivalgan a una parte del instrumento: un tubo, parte del teclado, mecánica o mueble, etc. A cambio y una vez instalado en la parroquia, se colocarán unas placas metálicas en su trasera con la inscripción del nombre de todos sus mecenas, dejando así, constancia de ello para la posteridad.
                Desde aquí hacemos un llamamiento a todos los amantes de la música, del arte y en definitiva, del órgano, a que formen parte de la asociación y colaboren con este proyecto que en un futuro próximo podremos difrutar, fomentando la cultura tanto en nuestro pueblo como en el resto de la provincia. Podéis contactar con nosotros por:

-          E-mail: asociacionproorganosalteras@gmail.com
-          Facebook: www.facebook.com/asociacionproorganosalteras
-          Blog: salterasmusicaycompromiso@blogspot.com
-          Canal de youtube: Asociación Pro-órgano Salteras, Música y Compromiso.

No hay comentarios :

Publicar un comentario